jueves, 16 de abril de 2015

Expertos chinos alaban los recién adquiridos sistemas rusos de defensa antiaérea

Expertos chinos han alabado la eficacia de las baterías antiaéreas rusas que Pekín ha comprado recientemente y asegurado que completarán el sistema de defensa del Ejército de Liberación Popular (ELP).
Anatoli Isaikin, presidente ejecutivo de la empresa armamentista estatal Rosoboronexport, confirmó el lunes a la prensa rusa que China había adquirido el nuevo sistema S-400.
"Eso subraya una vez más el nivel estratégico de nuestras relaciones", había dicho al diario Kommersant.
El contrato se firmó en septiembre por un valor de tres mil millones de dólares a cambio de al menos seis baterías, según el diario The Moscow Times.
"Los S-400 son definitivamente uno de los sistemas antiaéreos punteros en el mundo, mejorarán en gran medida las defensas del ELP, que ahora presentan fisuras contra los aviones o misiles balísticos de largo alcance o gran altitud", ha dicho Wang Yanan, vicedirector de la revista Información Aeroespacial, al diario China Daily.
Wang, quien también ha ensalzado su rapidez de uso, agregó que "el sistema cuenta con misiles de diferentes alcance, lo que permite proteger una gran área de espacio aéreo".
El experto asegura que la tecnología china para interceptar misiles de largo alcance no es suficientemente avanzada y que perfeccionarla requeriría mucho tiempo y esfuerzo.
Por el contrario, Rusia cuenta ya con una larga experiencia en el desarrollo de esas armas.
El S-400 es un sistema de nueva generación de defensa antiaérea que permite abatir cualquier amenaza: aviones, helicópteros, drones y misiles balísticos con una velocidad máxima de 4,8 kilómetros por segundo, según la prensa rusa.
Sus misiles 40N6 podrían hacer blanco en objetivos a más de 400 kilómetros.
Las defensas antiaéreas chinas confían hasta ahora en el sistema nacional HQ-9 y en los S-300 rusos.
Según Du Wenlong, investigador de la Academia de Ciencia Militar del EPL, los sistemas S-300 son eficaces contra aviones pero menos fiables contra misiles balísticos.
"Después de la compra de los S-400, estos podrán trabajar conjuntamente con los S-300 y los HQ-9 para formar una red de defensa aérea completa", ha añadido al diario China Daily.
El embargo de venta de armas que ordenó Occidente sobre China después de Tiananmén (1989) ha acentuado las compras a Rusia.
Viejo Condor
Sputnik Mundo (SIC)

Lea más en http://mundo.sputniknews.com/seguridad/20150416/1036460427.html#ixzz3XTibdnXG